Patrones de gateo

Ya en otro post hemos visto lo importante que es para el desarrollo de los bebés, que

pasen por la fase del gateo, al ser posible antes de caminar. Pero, no todos los bebés

gatean de forma convencional y correcta, utilizando manos y rodillas realizando el

patrón cruzado (mano contraria a la pierna). Hay muchas formas de desplazamiento que

podemos encontrar en nuestros peques:


A. Gateo cruzado o heterolateral (rodillas, manos): es el gateo más común e indica

un proceso de organización neurológica correcto, adelantando el brazo y la

pierna contrario y alternándolos.

B. Gateo con pies (pies y manos)

C. Gateo mixto (un pie y una rodilla, las dos manos)

D. Reptar

E. Gateo homolateral (misma pierna que brazo): indica que el bebé tiene dificultad

de alternancia y coordinación. Puede ser normal al inicio del aprendizaje del

gateo, pero si no, se deberá indagar porqué sucede.

F. Gateo homogéneo (primero mueve las extremidades superiores y después las

inferiores)

G. Reptar sobre glúteos

H. Gateo sobre glúteos: utiliza mucho la cintura escapular pero no la pélvica.

En las formas de desplazamiento de la A a la D, el bebé trabaja fuerza cervical para

aguantar la cabeza, el apoyo sobre sus muñecas y sus rodillas (aunque en el caso C

solamente de una de las rodillas si no va alternando el pie de apoyo), la visión horizontal

y el patrón cruzado, utilizando la mano contraria al pie.


Independientemente de cuál de los tipos de gateos (A, C o D) entran dentro de la

descripción de gatear, que se utiliza para algunos estudios, como movimiento armónico

que toma el lactante con 4 apoyos y una coordinación cruzada, haciendo trabajar sus

extremidades superiores, inferiores y la cabeza. Así pues, estos tres tipos de gateo,

según varios estudios, permiten el establecimiento de conexiones entre hemisferios

cerebrales, permitiendo una intercomunicación que simplifica el trabajo del cerebro del

bebé y favorece su maduración cognitiva.

Aún así, dependiendo de qué forma de desplazamiento, la musculatura trabajará de una

forma u otra. Así pues, el gateo tiene efectos positivos sobre el neurodesarrollo y la

psicomotricidad, pero, dependiendo de la forma de gateo se obtendrán más o menos

beneficios a nivel de desarrollo motor, pues se altera el tipo de trabajo muscular que se

está realizando. ¡Gateemos todos en casa para ayudar a nuestros peques!

9 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo