¿Puedo sentirme fuerte durante el embarazo y recuperar mi estado físico post-parto?

Actualizado: mar 19

Todas sabemos que en el embarazo nuestro cuerpo cambiará, hormonal y físicamente. Sabemos que aumentaremos de peso, que nuestro abdomen deberá aumentar de tamaño, que las curvaturas de la espalda cambian, entre muchas otras adaptaciones.

Asumimos estos cambios, pero muchas de nosotras, nos preocupamos porque durante el embarazo podamos seguir sintiéndonos fuertes y con energía y que después del embarazo podamos volver a recuperarnos lo mejor posible, tanto física como estéticamente.

¿Cómo podemos lograrlo?


1. Preparándonos previamente al embarazo: cuanto mejor sea nuestra salud y mayor capacidad tenga nuestro cuerpo de adaptarse a la nueva situación del embarazo, más fácil será sobrellevarlo y volver a recuperarnos.


Realizar actividad física y alimentarnos de forma saludable, son los primeros pasos para ello. Además, trabajar nuestro suelo pélvico y nuestra faja abdominal profunda, puede prevenir incontinencias urinarias durante y después del embarazo, diástasis abdominal, disminución de placer sexual, algunas complicaciones en el parto, …


2. Cuidándonos durante el embarazo: desde el inicio hasta el parto, exceptuando situaciones de embarazos de riesgo, podemos realizar actividad física, para que nuestro cuerpo pueda sobrellevar el aumento de peso, de laxitud, el cambio de centro de gravedad…, disminuyendo así la probabilidad de dolor de espalda, cansancio exagerado, ciática, hinchazón de piernas…

3. Cuidándonos y ejerciéndonos después del parto: tenemos a nuestro bebé, que requiere toda nuestra atención, pero no debemos olvidar de que nuestro bienestar se traduce en el bienestar de nuestro bebé, ¡no nos olvidemos de nosotras mismas! Las 6 a 8 semanas de reposo después del parto, son necesarias, empezar antes no nos hará recuperarnos mejor.

Una vez tengamos el alta podemos empezar progresivamente la actividad física, pero siempre ¡con control! El impacto y la presión abdominal, no nos van a ayudar a recuperar nuestro cuerpo, ¡todo lo contrario!

A veces menos es más, recuperemos nuestra faja abdominal profunda, con gimnasia abdominal hipopresiva, evitemos sobrecargas y malas posturas, con estiramientos y entrenamientos controlados y fortalezcamos nuestro suelo pélvico antes de comenzar con los deportes de impacto.


#embarazo #actividadfisicaysalud

0 vistas0 comentarios