Beneficios de columpiarse durante la primea infancia



En la gran mayoría de parques infantiles nos encontramos columpios. Y estoy segura de que todos nosotros nos hemos columpiado de pequeños. Pero ¿están ahí porque si? ¿Simplemente porque es divertido?

No, no solo es divertido. Columpiarse requiere una capacidad de adaptación constante a nuestro cuerpo en el espacio. Por ello, se trabaja enormemente el sistema propioceptivo y vestibular.

Si desde pequeños, nosotros hamacamos a nuestros bebés, los columpiamos (en columpios), los balanceamos (en balancines)… estaremos ayudando a todo su sistema propioceptivo y vestibular, es decir a:

• orientarse en el espacio

• mantener el equilibrio

• sentirse seguros mientras se mueven

• coordinar movimiento mano-ojo

• coordinar ambos lados de nuestro cuerpo

3 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo